Categorías
gTLD's Industria Domainer

Dominios .tel: Un largo recorrido bajo la sombra…

Compartir!

logo-dominios-tel

Con los dominios .tel, los amantes, aficionados, e inversionistas de nuevos TLDs, hemos hecho un recorrido por un largo sendero, lleno de sencillez y de frescor, pero quizás excesivamente sombreado… Esta es la forma en que pudiéramos representarlo.

La plena disponibilidad y precios de «tarifa plana» de estos dominios (por los mismos niveles de precios que los .net y .com), la podemos contar desde el año 2009.

Previamente, en el año 2008, como es lo acostumbrado, se habían realizado ventas de los mismos, con palabras claves premiums o de marcas registradas, a niveles de precios mucho mayores.

Aunque los .tel entraron al mercado con el privilegio que da una temporada, en la cual la aparición de una nueva extensión era todavía un acontecimiento fuera de serie, no parecieron beneficiarse bien de dicha situación. Por el contrario, siempre contaron con detractores, por su particular manera de contener las informaciones de contacto, y por tener un panel para colocar estos tan parcos contenidos, poseedor de una interfaz excesivamente limitada y simple.

Parece que el punto clave, para definir la conflictividad o polémica en relación con los dominios .tel, ha sido esta muy real faceta de la limitación, tanto en uso como en sus funciones, que les ha acompañado desde un principio. Prácticamente nadie ha podido comprender esa limitación, toda vez que las nuevas tecnologías nacen de manera lógica para expandirse, y no para limitarse.

Es fortuna que comentemos esto al inicio de nuestros análisis y reflexiones en torno a los dominios .tel, porque saca a relucir algo que debe interesar al ser humano inteligente y curioso: Que en torno a estos dominios privan intereses, no del todo relacionados (de manera directa) con los mercados, las ventas y las ganancias, al menos no con aquellos que estamos acostumbrados a ver asociados con el resto de las familiares extensiones.

Harto se ha hablado de que Telnic, la entidad que obtuvo el derecho a la administración y manejo de estos dominios, tuvo que ajustarse a ciertas normativas requeridas, en el ámbito de un TLD global que tenía que ser utilizado únicamente, para expresar o contener informaciones de contacto. Todo parece indicar también, y por comentarios de diferentes pesonas en el medio, que los .tel esperan sus mejores momentos alrededor del año 2016, en el cual los estándares de las comunicaciones telefónicas, darían un giro importante hacia la adopción de nuevos protocolos y formatos, que permitirían a estos dominios convertirse en una especie de medios idóneos, en ese momento más que nunca ligados al hecho comunicacional, para popularísimas opciones y usos de comunicaciones telefónicas y de otros tipos, utilizando la red de redes que es el Internet… Todo esto, digamos, sin ser 100% comprobado, sino de manera informal.

Que lea entre líneas todo aquél que lo pueda hacer.

Tan curiosos y especiales son estos dominios, que este aspecto siempre ha sido una característica que los ha acompañado, desde los comienzos de su utilización. Algunas personas, por ejemplo, han logrado crear diversos tipos de directorios, y originales páginas de contacto (incluso en sus aspectos de diseño) de manera completamente independiente. Si las otras expectativas planteadas, llegaran a concretarse, sería el acontecimiento más venturoso alrededor del mundo .tel. En éste siempre se espera que los aspectos técnicos, de desarrollo y de gestión de contenidos, funcionen del lado del registrador, lo que sería otro de sus aspectos más notables, quedando muy claro que en el mundo de los TLDs, no existe otro caso parecido, que son singularísimos los dominios .tel.

Mientras el referido momento llega, no hemos escogido el registro y uso de algunos de estos dominios, como no sea de cara a su potencial más básico: como medios para publicar informaciones de contacto, y como medios para desarrollar directorios, y hemos encontrado que pueden llegar a brindarnos muchas satisfacciones.

Otras formas de usarlos, andarían de la mano con las nuevas funciones que «se les vendrían liberando».

Dominios .tel: Mucha más tela qué cortar de lo que parece… Podríamos estar un siglo hablando de ellos…

De ser posible, volveremos comentándolos más adelante, con sus diversas facetas, en este maravilloso blog de los dominios.